Fincas ganaderas y su huella hídrica

calculan-la-huella-hidrica-en-fincasganaderas-de-panama

William Muñoz

Egresado del CATIE

2 de octubre de 2015. En la cuenca del río La Villa, en Panamá, la ganadería de doble propositivo representa uno de los principales medios de la vida de las familias de la zona, aportando más del 70% de sus ingresos totales. No obstante, esta actividad al estar basada en un modelo de producción extensiva está ejerciendo una gran presión sobre la disponibilidad futura del agua en la cuenca para usos productivos y de consumo humano.

Ante esta problemática, tuve el interés de desarrollar como mi tesis de graduación el estudio Cálculo de la huella hídrica en fincas ganaderas ubicadas en la cuenca del río La Villa, Panamá.

Este estudio consistió en calcular el consumo de agua directo que ingiere el ganado; el consumo de agua indirecto, es decir el agua contenida en los alimentos ingeridos por el ganado; y los usos del agua que corresponden al lavado de salas de ordeño y corrales, utensilios para almacenar la leche, actividades de manejo y pérdidas por fugas en la red de distribución del agua. Esto se realizó en nueve fincas ganaderas de doble propósito, con diferentes niveles tecnológicos: tres fincas con un nivel bajo, tres con uno medio y tres con uno alto.

Se encontró que el componente de consumo indirecto de agua es el de mayor relevancia pues representa el 98,86% del consumo de agua para producir un litro de leche, el 98,83% del consumo de agua de una unidad animal no lactante y el 98,85% del consumo de agua total del hato de la finca.

Además, se determinó que las fincas que incorporan tecnologías para mejorar el suministro y la calidad de los alimentos del ganado, a través de bancos forrajeros de caña de azúcar, leucaena y sorgo forrajero, ensilajes y concentrados, presentan una menor huella hídrica que aquellas que optan por un sistema solo basado en pastoreo.

También se identificó que los indicadores de alimentación, salud, genética y el manejo del hato ganadero en las fincas son factores determinantes en el tamaño de la huella hídrica.

De acuerdo con estudios de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), para el 2050 la demanda de productos de origen bovino, como carne y leche, se van a duplicar debido al aumento de la población y paralelamente la ganadería ejercerá mayor presión sobre la disponibilidad de agua dulce mundial. Es por esto que resulta clave conocer cómo las familias planificarán su finca ganadera para garantizar la disponibilidad y la calidad del recurso hídrico.

En este sentido, el estudio permite conocer los puntos críticos de mayores gastos de agua en las fincas ganaderas y a la vez identifica las alternativas de manejo eficientes en el uso del agua. Estos hallazgos constituyen una base sólida para la generación de diseños de sistemas ganaderos eficientes en la gestión integral del recurso hídrico.

Dentro de este estudio también participaron investigadores del CATIE como Cristóbal Villanueva, del Programa de Ganadería y Manejo del Medio Ambiente (GAMMA), así como Jorge Faustino y José Ney Ríos, del Programa de Cambio Climático y Cuencas.