Contribuyen a la gestión de servicios ecosistémicos en Guatemala a través de la ganadería sostenible

  • PNUD y CATIE desarrollan proyecto con sistemas silvopastoriles en fincas ganaderas del suroriente del país

30 de enero de 2018. Como parte de las acciones de cooperación en Guatemala entre el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y el CATIE (Centro Agronómico Tropical de Investigación y Enseñanza), durante el 2018 se ejecutará el proyecto Sistemas de producción climáticamente inteligentes basados en sistemas silvopastoriles, en 15 municipios del suroriente del país. 

Este proyecto busca contribuir a reducir las emisiones de los principales gases de efecto invernadero (GEI) y aumentar los sumideros de carbono por medio de la implementación participativa de sistemas silvopastoriles y otras buenas prácticas ganaderas en fincas de los departamentos de Jutiapa, Jalapa y Santa Rosa.

“La región suroriente de Guatemala es un área estratégica pues incluye dos de los departamentos con la mayor amenaza de desertificación en el país (Jalapa y Jutiapa) y la mayor susceptibilidad a las sequías”, señaló Igor de la Roca, coordinador del Proyecto Manejo Sostenible de Bosques y Múltiples Beneficios Ambientales Globales.

Julio López, representante del CATIE en Guatemala, explicó que en esta región se concentra alrededor del 20% del número de cabezas de ganado estimadas para Guatemala, lo cual representa una zona con alto potencial para el desarrollo de una ganadería sostenible.

Según investigaciones del CATIE, la ganadería sostenible además de reducir las emisiones de carbono, puede generar más beneficios sociales, económicos y ambientales, así como conservar la biodiversidad tanto a nivel de finca como de territorio.

López detalló que el proyecto Sistemas de producción climáticamente inteligentes basados en sistemas silvopastoriles es ejecutado como parte de la iniciativa del Proyecto Manejo Sostenible de Bosques y Múltiples Beneficios Ambientales Globales, que es implementado por el PNUD, ejecutado por el Ministerio de Ambiente y Recursos Naturales (MARN) y financiado por el Fondo para el Medio Ambiente Mundial (GEF), el cual tiene como objetivo fortalecer los procesos de gestión del suelo, bosques y la conservación de la biodiversidad para asegurar servicios ecosistémicos.

El proyecto contempla la implementación de al menos 25 fincas piloto, con el fin de generar información que soporte la contribución de los sistemas silvopastoriles y buenas prácticas ganaderas en la adaptación y mitigación al cambio climático, conservación de la biodiversidad, mejora de los medios de vida y la seguridad alimentaria y nutricional de las familias vinculadas con la actividad ganadera.

A su vez, se preparará un informe sobre el balance de carbono de estas fincas piloto para identificar los diseños que presentan un balance positivo (remociones mayores que las emisiones) y generar insumos para diseminar la experiencia y resultados del proyecto a mayor escala.

Para el desarrollo del proyecto se realizó un trabajo con anterioridad en 2016 y 2017, el cual generó información de base relacionada con la identificación de fincas piloto con criterios de avance en la innovación de buenas prácticas ganaderas. En cada finca se aplicó una encuesta socioeconómica para recolectar información sobre usos de la tierra, inventario de ganado y de árboles, manejo de pastos, suplementación alimenticia, uso de agro insumos, consumo de combustibles fósiles y electricidad, entre otros. Se estima que el proyecto culmine en agosto de 2018.

 

Mayor información:

Julio López Payés
Representante del CATIE en Guatemala
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.