Acerca de la Cátedra Latinoamericana en Decisiones Ambientales para el Cambio Global

La sociedad tiene cada vez más la urgencia de diseñar e implementar respuestas ante los impactos del cambio global que contemplen múltiples dimensiones (ambientales, socio-culturales y económicas), actores y sistemas de conocimiento. Para este contexto existe una alta demanda en el uso de instrumentos y procesos adecuados que ayuden a actores clave a tomar decisiones robustas (que puedan funcionar bajo diferentes condiciones futuras), no solo técnica, sino también socialmente.

La Cátedra Latinoamericana en Decisiones Ambientales para el Cambio Global (CLADA) combina el uso de teorías y herramientas de la ciencia de decisiones con los conocimientos técnicos en diferentes campos de acción (ej. gestión del agua, sistemas agrícolas y forestales sostenibles), para apoyar el diseño y la implementación de procesos de colaboración social que abordan la planificación territorial, la concertación multi-actores, el análisis de barreras y fortalezas de estructuras de gobernanza a través de las escalas.

Especial interés de CLADA es aplicar la investigación transdisciplinaria a múltiples escalas (de un nivel local a nacional) integrando conocimientos de diferentes actores clave, en la búsqueda de soluciones colectivas a los problemas de degradación ambiental en territorios de América Latina (con experiencias actuales en Argentina, Chile, Bolivia, Perú, Panamá, Costa Rica, Nicaragua, Honduras, Guatemala). Paralelamente, CLADA apunta a formar profesionales a través de cursos breves, educación de posgrado y mediante la participación de socios gubernamentales, no gubernamentales y académicos.

CLADA tiene el objetivo de construir y fortalecer las capacidades de actores de la región, así como diseñar y acompañar procesos colectivos para tomar decisiones sobre soluciones técnicas y socialmente robustas, para enfrentar los desafíos del cambio global (i.e. que resultan de la combinación del cambio climático con los efectos de la globalización) que tomen en cuenta el rol de los ecosistemas y de los usos productivos de la tierra